Región

El Senado aprueba la supresión de los aforamientos para los políticos de la Región

El Pleno del Senado ha aprobado este miércoles la reforma del Estatuto de Murcia que contempla, entre otras cuestiones, la supresión de los aforamientos y la inmunidad parlamentaria de sus diputados y miembros del Gobierno.

La iniciativa, que partió de la Asamblea murciana hace cuatro años donde se aprobó por unanimidad, ha sido respaldada por la mayoría de los grupos, con 227 votos a favor, y la abstención del PNV, ERC, Eh Bildu, JxCat y la Agrupación Socialista Gomera, que han sumado 30 escaños.

En el turno de portavoces, la socialista, Lourdes Retuerto, ha precisado que esos aforamientos e inmunidad son "privilegios que no entienden los ciudadanos", y su supresión "apuntala la democracia y acerca las instituciones" a sus representados, ante los que "no se puede justificar que seamos una elite".

Ha recordado que fue aprobado en abril de 2017 en Murcia, entonces "sacudida" por casos de corrupción, "que afectaba a decenas de políticos", como al entonces presidente, Pedro Antonio Sánchez.

Retuerto ha insistido en que en los 25 años que lleva en el poder el PP en la región han proliferado "el despilfarro y las corruptelas" y, aunque el PSOE ganó las últimas elecciones, Ciudadanos "optó por el PP, aun sabiendo que el Gobierno debía ser apuntalado por Vox" y ha apuntado como "el último episodio de su nefasta gestión" la vacunación "de más de 600 personas que no estaban incluidas en el protocolo".

Se ha referido a las "trabas" que el PP ha puesto en la tramitación parlamentaria de la reforma del Estatuto y ha señalado que hoy "a pesar del PP, la aprobaremos", con lo que se unirán a los canarios en suprimir los aforamientos y la inmunidad.

Francisco Bernabé, del PP, ha reivindicado la figura del expresidente Sánchez, que sufrió "una cacería política" y al que le han archivado "todas las falsas denuncias".

Ha negado que ser aforado sea un privilegio porque esas personas son juzgadas en "primera y única instancia", sin posibilidad de apelación.

Ha dicho que en España hay más de 250.000 aforados y solo 2.000 son políticos y se ha preguntado por qué no se suprimen para todos, empezando por los diputados y senadores.

Bernabé ha precisado que su grupo emitía un voto afirmativo "crítico", pues no está de acuerdo en suprimir la inmunidad parlamentaria, "que protege a los parlamentarios para evitar detenciones arbitrarias e injustas" por parte del poder ejecutivo.

Por el grupo Mixto, el senador de Vox José Manuel Marín ha aprovechado su turno para denunciar los ataques que su formación sufre en la campaña electoral en Cataluña y pedir la condena del resto de partidos.

Respecto a la reforma del Estatuto, ha indicado que su partido está en contra de los aforamientos y que van a proponer una reforma de la Constitución para suprimir los de los diputados y senadores.

Desde Izquierda Confederal, María Pilar González ha dicho que votarían la iniciativa por el "respeto profundo" a las instituciones y a los ciudadanos de Murcia y se ha mostrado a favor de "un debate sereno de todos" sobre los aforamientos e inmunidad, "empezando por la Corona y de ahí, abajo".

Para Miguel Sánchez, de Ciudadanos, suponen una "quiebra clara del principio de igualdad y de la Constitución" e "implican un privilegio para los políticos, que tienen una jurisdicción distinta a la de los ciudadanos".

A su juicio, hay "una inflación clara" de aforamientos, donde "hay que meter la tijera y por algún sitio hay que empezar".
Comentarios