Región

La Región de Murcia se acerca al límite: las UCI estarán llenas en dos semanas si no se reducen los contagios

El consejero de Salud advierte que continúa creciendo el ritmo de contagios por Covid-19 en la Región. "En dos semanas se complicará la situación hospitalaria".
La Región de Murcia se acerca al límite: las UCI estarán llenas en dos semanas si no se reducen los contagios
El consejero de salud de la Comunidad de Murcia Manuel Villegas.
El consejero de salud de la Comunidad de Murcia Manuel Villegas.
El consejero de Salud de la Región, Manuel Villegas, ha dicho este lunes en rueda de prensa que continúa creciendo el ritmo de contagios por Covid-19 en dos semanas se complicará la situación hospitalaria y culpó directamente de un hipotético colapso sanitario a lo que calificó como "grupo de incumplidores" y a quienes se están saltando la cuarentena.

Villegas ha hecho estas declaraciones tras la reunión del Comité de Seguimiento del Gobierno de Murcia de la evolución de la epidemia, sin que se haya adoptado una nueva decisión sobre restricciones de movilidad a pesar de que comarcas como la del Altiplano, valle del Guadalentín o la ciudad de Murcia continúen incrementando el número de contagios, dándose de plazo otra semana más para ver que ocurre.

La ocupación actual de las camas UCI es del 45 por ciento pero a un ritmo del 10 por ciento de contagios de 3.000 PCR que ingresan en hospital y de ésta otro 10 por ciento a UCI, en dos semanas las camas de intensiva estarán ocupadas, si bien recordó que hay capacidad para doblar y triplicar la capacidad ocupando camas de reanimación o reteniendo las de otras patologías.

"La situación es muy delicada", recalcó al percibir cierta relajación en la población y teniendo en cuenta que los pacientes que ingresan en UCI lo hacen por un periodo a veces largo de tiempo y que no va bien. "Los que nos están pidiendo socorro son nuestros sanitarios", subrayó.

Del citado grupo citó el caso ocurrido ayer en un restaurante de Campillo (Lorca) con una fiesta de cien personas de madrugada, y de lo segundo comentó el caso de un centro de salud cuyo personal sanitario ha advertido que solamente el diez por ciento de las personas en cuarentena cumplen el confinamiento, algunas de ellas argumentando que se sienten cansadas de estar encerradas en casa.

La indisciplina social está acentuando el número de casos en la Región, según desveló el consejero, que a preguntas de un periodista de supuesto colapso en las aulas en el inicio del curso escolar, respondió que no cree que vaya a ocurrir así por el plan seguro que se ha elaborado tras un "trabajo bien hecho".

De las 5.300 denuncias por incumplimientos, 1.164 han tenido lugar solamente en lo que llevamos de septiembre, la mayoría por no usar mascarilla, seguido por el número de botellones, el incumplimiento del horario de cierre de bares y restaurantes, por no guardar el confinamiento prescrito.

Preguntado por el retraso en la prueba PCR al personal de residencias, indicó que mañana se incorporarán 400 y que las personas que trabajan en estos centros pero que no están en contacto con los mayores tendrán su PCR hecha en una o dos semanas, pero remarcó que lo importante será que esas personas cumplan las medidas de protección porque "de nada sirve una PCR si mañana esa persona no cumple con las recomendaciones de Salud".

Por otra parte, anunció que hoy se sumaron al equipo de 265 rastreadores operativos un total de diez militares de la Unidad Militar de Emergencia que harán labores de formación para el resto de soldados que se incorporarán hasta final de mes hasta un total de 60. Entre el miércoles y el jueves se sumarán desde Valencia efectivos de la UME para colaborar también en las labores mientras no se incorporan militares del Ejército del Aire y de la Marina que tienen su plaza en la Región y que periódicamente irán relevándose.

De la aplicación Radar Covid, comentó que recientemente cinco pacientes contagiados han puesto su código en la app y que "poco a poco se facilitará el rastreo" a medida que los ciudadanos se bajen esta herramienta para telefonía móvil.

Desde el sindicato médico Cesm han advertido en un comunicad del "inminente colapso" de la sanidad regional si no se revierte la tendencia actual de aumento de contagios de COVID-19 ni se refuerzan las plantillas de profesionales en atención primaria y hospitalaria.

En su opinión, estos sanitarios "están afrontando esta segunda ola con escasez de plantillas para poder dar cobertura a la creciente demanda asistencial, en condiciones precarias de trabajo, soportadas desde la época preCOVID, y que en estos meses de pandemia les han conducido a una situación insostenible de desgaste físico y emocional".

"Las previsiones señalan que todavía queda lo peor de esta segunda oleada de COVID", añade Cesm, por lo que pide a los ciudadanos el absoluto cumplimiento sin fisuras de las medidas de prevención para contener la propagación del virus: mascarilla, lavado frecuente de manos y distanciamiento social. 

Comentarios
La Región de Murcia se acerca al límite: las UCI estarán llenas en dos semanas si no se reducen los contagios